Qué responsabilidad.

Tal vez este artículo acabe siendo muy importante en el futuro. O tal vez acabe siendo un artículo más.

 

Lo cierto es que ha llegado el día.

Llevamos un par de horas con los preparativos de nuestro siguienet viaje. El séptimo que realizamos a Japón.

Son tantos los motivos que nos han llevado a repetir tantas veces este destino, y a la vez , tan personales, que pensamos que no merece la pena explicar por qué seguimos yendo.

 

Lo que sí podemos decir es que, mientras sigamos teniendo tiempo y dinero, seguiremos viajando allí.

 

Podemos intuir que nuestro destino cambia. ¿Y cuándo no cambia?

No podemos abstraernos del hecho de que en estos años nos han sucedido muchas cosas, y hemos ido cambiando lenta y progresivamente.

 

No queremos tampoco aventurar que éste sea nuestro canto de cisne, porque no lo creemos, pero quizás, con la cercanía del momento de coger el autocar hacia el aeropuerto, hemos querido tomarnos un momento de reflexión.

Muchos pensarán que nuestra vida es alocada, pero no es realmente así.

Hemos hecho bastantes locuras (de algunas ni siquiera nos sentimos orgullosos en modo alguno), pero eso no nos convierte en unos locos.

Sabemos quiénes somos y lo que queremos.

Pero quizás pequemos de cierto complejo de Peter Pan. Eso es todo.

 

En fin, hasta aquí este artículo. Una confesión desde lo más profundo de nosotros y, a la vez, lo más visible para aquellos que nos conocen bien.

 

Nos vamos a Japón.

Hasta pronto

Compartir
Artículo anteriorLA LEYENDA DEL ATRAPASUEÑOS
Artículo siguiente12.12.12 A LAS 12:12

Nos gusta viajar, el cine y la música.
O sea, como todo el mundo… ¿o no?

Deja un comentario