Ayer por la tarde hemos quedado de nuevo con Sakurako.

Era la primera vez que quedábamos con ella a solas, sin Mana. Ha venido muy guapa, con un nuevo corte de pelo con flequillo.

Ha sido una cita tranquila, dedicada a tomar café y hablar relajadamente.

Primero hemos ido a una pequeña cafetería en una bocacalle de la calle Mantería.

El dueño ha preguntado si Sakurako era japonesa, y al decirle que sí, se ha puesto a chapurrear algo de japonés. Nos ha sorprendido que supiera decir algunas frases.

En el rato que hemos estado allí, sonaba una curiosa selección de canciones ochenteras que el dueño tenía sonando desde el televisor, entre las que estaban:

Por cierto, en ese rato nos hemos enterado de que se había registrado un fuerte terremoto en España, que se ha sentido especialmente en el sur.

 

Después, hemos ido hasta otra bocacalle de Mantería, muy cerca, hasta un bar que descubrimos hace poco. Se trata de "El Colmao de San Andrés", una cafetería monísima, que parece más un pequeño museo de antigüedades que un bar.

 

 

Allí, los dueños nos han dicho que llevan muchos años abiertos (¡y nosotros sin saberlo!) y nos han pedido que votáramos por una foto del calendario del bar de este año.

 

Por último, el dueño le ha preguntado a Sakurako cómo se dice "de nada" en japonés, porque "gracias" ya sabía decirlo.

Como ahora comienzan los exámenes para Sakurako, hemos quedado de nuevo para cuando terminen.

¡Mucha suerte en tus exámenes!

 

(Visto 13 veces, 1 vistos hoy)

Deja un comentario