Antes de ayer sucedió algo curioso.

Nuestra amiga Cristina, con quien pasamos la Nochevieja de 2007 a 2008 en Manhattan, nos escribió en Facebook un mensaje, en respuesta a unas fotos de dicha nochevieja, diciéndonos:

Inolvidable. Habrá que repetirlo sí o sí!
Este año lo paso en londres! 🙂 🙂

Al poco rato, empezamos a darle vueltas a la posibilidad de apuntarnos al plan. A través de messenger nos comentó que no tenía un plan concreto.

Durante la tarde de ese lunes casi tomamos la decisión y, al día siguiente (ayer), a primera hora de la mañana, comenzamos a mirar vuelos y hoteles. En una hora ya teníamos ambas cosas reservadas.

Así que, en resumen, nos vamos a pasar la Nochevieja a Londres. No tenemos ningún plan y, de hecho, no tenemos casi ni idea de la ciudad, pero las aventurillas son así.

En el tintero quedan unos cuantos artículos que tenía pensado publicar estos días y que, si me veo con ganas, publicaré a la vuelta.

Ahora, a disfrutar, en lo posible, de la ciudad más trepidante de Europa.

Actualización del 7 de enero de 2016:

Incluimos el pantallazo de la conversación de Facebook que provocó que acabáramos yendo a Londres en Nochevieja así como un fragmento de la conversación por Messenger.

 

Deja un comentario