Estamos habituados a escuchar que, en Estados Unidos, todo es más grande.

el actual alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, que ha propuesto prohibir la venta de bebidas grandes

Los coches, las casas, las extensiones de terreno… ¡y la comida!

Bebidas gigantes en Estados Unidos. Super Big GulpEl fabuloso documental "Super Size Me", además de hacer un profundo y crítico análisis de los hábitos alimenticios estadounidenses, centrándose en el consumo de hamburguesas, también hacía referencia a las enormes bebidas azucaradas que se consumen en aquel país culpables, en buena medida, del alto índice de obesidad entre la población de Estados Unidos.

 

Prohibido servir bebidas gigantes

Pues bien, esto es algo que ha debido pensar el actual alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, que ha propuesto prohibir la venta de bebidas grandes en los establecimientos de la ciudad de los rascacielos.

 

Tamaño máximo: 16 onzas

Según su propuesta, dejarán de servirse refrescos de 20 onzas (unos 0,59 litros) en los establecimientos públicos donde se sirvan comidas y bebidas para ser consumidas en el mismo local. El tamaño máximo autorizado en esos establecimientos será el de 16 onzas (0,47 litros).

Es sabido que este tipo de bebidas son parte sustancial en restaurantes de comida rápida como McDonald’s o Burger King.

Bebidas gigantes en Estados Unidos. Big Gulp y Trenta de StarbucksEn realidad, la norma solo afectará a las bebidas que presenten un valor nutricional de 25 calorías o más por cada ocho onzas (0,23 litros).

 

Exclusiones de la prohibición

Quedan excluidas las bebidas light y los productos que sean lácteos en un 50%, por lo que la cadena de café Starbucks podrá seguir sirviendo sus cafés de tamaño extragrande, los Trenta, que pueden superar las 600 calorías.

Recordemos que los nutricionistas recomiendan una ingesta máxima diaria de entre 1.500 y 2.000 calorías.

También quedan excluidos los supermercados y tiendas que no sirvan comida preparada para consumir en el propio establecimiento. 

 

Entrada en vigor de la nueva normativa

La normativa entrará en vigor, con toda probabilidad, en marzo de 2013 puesto que debe ser ratificada por el Comité de Salud del Ayuntamiento de Nueva York, un comité formado por miembros elegidos, en su totalidad, por el propio alcalde Bloomberg.

Tras la entrada en vigor de la norma, el Gobierno local dará a los restaurantes un periodo de tres meses para que se acostumbren a ella. Posteriormente, su incumplimiento conllevará multas de 200 dólares.

Por tanto, la normativa propuesta por Bloomberg, presenta numerosas incongruencias respecto a la salud, pues no incluye:

  • Las bebidas alcohólicas
  • Los batidos, bebidas light o zumos de frutas, aunque sean de un tamaño descomunal
  • El rellenado (el popular "refill", que es tradicionalmente gratuito o casi gratuito, desde hace décadas, en la mayor parte de establecimientos)
  • La venta en supermercados ni tiendas ni "convenience stores".

 

Sobre el Double Gulp

Bebidas gigantes en Estados Unidos. Double GulpLa bebida de 46 onzas del KFC

Con la nueva normativa, la madre de todas las grandes bebidas servidas en los restaurantes de Nueva York, servida en los KFC (Kentucky Fried Chicken) de 46 onzas (1,36 litros, equivalente a cuatro latas de cola tradicionales de 33 centilitros) dejará de venderse. 

 

El popular Double Gulp

Sin embargo, los clientes de la popular cadena 7-Eleven, una de las más famosas "convenience store", podrán seguir disfrutando de su "Big Gulp" ("gran trago") de 20 onzas (591 mililitros), del "Super Big Gulp" de 44 onzas, y del "Double Big Gulp" o "Double Gulp", de 64 onzas, más de tres veces el tamaño del Big Gulp y equivalente a casi 6 latas normales de bebida, que alberga bebida con un poder energético de aproximadamente 900 calorías si se rellena con refresco de cola. Es decir, la mitad de las calorías necesarias para todo un día.

Bebidas gigantes en Estados Unidos. Las enormes bebdias de Seven Eleven. Double Gulp y Big Gulp

Otro dato acongojante es que el "Double Gulp" supone aproximadamente el doble de bebida que cabe en un estómago humano medio.

Además, ese tamaño de bebida incluye alrededor de 10 veces la cantidad de azúcar que un estómago medio puede albergar con comodidad. Si no fuera por el ácido cítrico de la bebida, ¡¡ vomitarías instantáneamente !!

Por cierto, Japón es el país que tiene más establecimientos de 7-Eleven de todo el mundo.

 

Críticas a la restricción sobre la libertad de elección personal

La medida está recibiendo numerosas críticas en un país en que la ciudadanía está acostumbrada a la libertad de acción y no a un Estado paternalista y sobreprotector, como sí sucede en la vieja Europa. ¡¡Incluso ha sido calificado de nazi!!

No olvidemos que la industria alimentaria es uno de los lobbys más influyentes del país.

 

2 Comentarios

Deja un comentario