En 1843, Charles Dickens escribió “Cuento de Navidad” (“A Christmas Carol“).

Quizás sin proponérselo, acababa de crear uno de los iconos más reconocibles del sentimiento navideño; un legado para las siguientes generaciones.

Posteriormente, con la invención del cine, multitud de películas han tocado el tema de la navidad, o se han ambientado en esas fechas.

Ahora que ha llegado la navidad, ahora que ha llegado el momento de pasar unos días con las personas más queridas, de reducir distancias entre familiares y amigos, nos sentimos profunda y espiritualmente navideños, por lo que veremos algunas de esas películas tan entrañables.

Algunos de los mejores recuerdos que guardamos de las navidades de años pasados son aquellos momentos en que, rodeados de algunos de nuestros familiares más cinéfilos, nos sentábamos en torno al televisor para disfrutar de alguna de esas películas navideñas tan llenas de magia, que te hacen sentir como cuando, de pequeño, disfrutabas de la navidad con la familia mientras veías una de aquellas películas, y dejabas por un rato los juguetes que te habían regalado.

En realidad, no es necesario que se trate de películas ambientadas en navidad para que el momento sea totalmente navideño, pero ya que existen multitud de filmes ambientados en esos días, vamos a apuntar aquí algunas de las más populares y que además, más nos gustan.

"Qué Bello Es Vivir" ("It's A Wonderful Life")Qué bello es vivir: seguro que estabas pensando que hablaríamos de ella. ¡Cómo no!. Frank Capra es el responsable de la película que mejor ha expresado el sentimiento navideño en toda la historia del séptimo arte.
George Bailey es el gerente de una pequeña compañía de empréstitos que lleva dirigiendo desde que su padre la fundara muchos años atrás. Su vida, sus sueños y sus grandiosos planes han ido frustrándose siempre en favor de las necesidades de los demás. Un ángel visitará a George en el momento más penoso y lamentable de su existencia.
Suelo decir que esta película encarna el bien absoluto. Ninguna otra obra cinematográfica consigue mostrar de una manera tan poética y profunda el alma humana, con sus aciertos y errores, con su bondad y mezquindad. Todo ello mientras suena “Hark! The Herald Angels Sing“, uno de los villancicos más preciosos que jamás se han escrito.
Brindemos por George Bailey,  “el hombre más rico del pueblo”. ¿No escucháis ya las campanillas?

Los Fantasmas Atacan al JefeLos fantasmas atacan al jefe: la versión más irónica y siniestra que hasta la fecha se ha hecho del cuento de navidad de Dickens. En esta revisión del clásico, Scrooge es Frank Cross, un ejecutivo de televisión que hace ya muchos años que ha perdido el sentimiento navideño. Nada le interesa excepto el mismo y su éxito profesional. Como es de esperar, recibe la visita de tres estrafalarios fantasmas. Las escenas del joven Cross y su novia en el apartamento de Manhattan nos hacen recordar nuestros días en el apartamento del Village neoyorkino…
Una película que con la misma facilidad te arranca una sonrisa como consigue que llores a lágrima viva. Perfecta. No podía esperarse menos de una película protagonizada por el inmenso Bill Murray.

Entre pillos anda el juego: sin duda, una de nuestras diez películas favoritas de todos los tiempos y, además, una de las que más veces hemos visto, (desde mediados de los ’90) generalmente en época prenavideña. Es tal nuestra pasión por esta película, que hace dos años viajamos hasta los lugares en los que se desarrolla la acción.
En Filadelfia, un par de hermanos millonarios discuten sobre la importancia de la genética o el ambiente sobre la éxito personal y profesional. Desde nochebuena hasta el día 2 de enero se sucederán una serie de circunstancias, a cual más rocambolesca, que les harán aprender mucho más de lo que esperaban. Eddie Murphy, Dan Aykroyd, Jamie Lee Curtis, Don Ameche… un reparto que quita el hipo. Incluso el propio James Belushi tiene un cameo. Un enredo imprescindible.

SerendipitySerendipity: ¿crees en el destino? ¿crees en la posibilidad de que un suceso accidental pueda ser el principio de lo mejor que puede pasarte en tu vida? una comedia romántica con letras mayúsculas que comienza en navidad y se desarrolla a medio camino entre Nueva York y San Francisco. Fabulosa si conoces Nueva York; fabulosa si te consideras un romántico; entretenida si busca una película diferente; imprescindible si te gusta John Cusack.

Family Man: un dinámico ejecutivo de Manhattan vive una vida perfecta, con una exitosa carrera profesional, una enorme cuenta corriente, todas las posesiones materiales que se le puedan antojar, y sin el lastre de una familia, a la que renunció en los últimos años de universidad, al dejar a la única novia seria que tuvo. Un milagro navideño hará que experimente las mieles y los sinsabores de haber vivido una vida alternativa, con una familia en un barrio residencial de Nueva Jersey.Family Man
Una de las películas más inolvidables y tiernas de Nicolas Cage. Alta probabilidad de soltar alguna lágrima. Especialmente interesante para el público que haya cumplido los treinta.

Cazafantasmas I y II: dos clásicos del cine de los ’80 que me hacen volver a las sensaciones de las mejores navidades de la infancia y adolescencia. ¿Qué vamos a decir de estas películas que no se haya dicho ya? dos ocasiones en las que la ciudad de Nueva York corre el peligro de caer en una era de oscuridad, gobernada por los fantasmas y las fuerzas de otro mundo pero que, al final, es salvada por cuatro descerebrados… ¡¿cazadores de fantasmas?! y si no, ¿a quién vas a llamar?

Solo en Casa: de la que existen varias secuelas, pero que nos quedamos con la segunda, no por ser mejor que la original, sino por estar ambientada en Nueva York, uno de los mejores lugares del mundo para pasar la navidad y el año nuevo…

La Jungla de cristal: pues sí, en plena nochebuena se desarrollan los acontecimientos narrados por una de las mejores películas de acción de todos los tiempos y, además, fuente de inspiración (y copia) para una nueva forma de hacer cine de esta temática, donde el héroe sufre, llora, lo pasa mal.
John McClane, un experimentado policía de Nueva York, llega a Los Angeles el día de nochebuena para visitar a su esposa y a sus hijos. Ella trabaja en un imponente edificio propiedad de una empresa japonesa. Pero resulta que, esa misma noche, un grupo de sofisticados atracadores europeos deciden secuestrar a las personas que allí se encuentran, mientras abren la caja de seguridad del edificio para hacerse con un millonario botín de bonos y acciones.
Por tanto, si la acción se desarrolla en navidad, es una película navideña, ¿no? De hecho, como toda película navideña que se precie, en ésta también aparece un villancico (aunque el propio McClaine no lo sabe).

 

Deja un comentario